SIGUE SOÑANDO

Dice la leyenda que Polínexa, madre de Alejandro Magno, soñó que su hijo había sido engendrado por el mismísimo Zeus. El nacimiento coincidió con la victoria de su marido, Filipo de Macedonia, en la carrera hípica de los Juegos del 256 a.C. En honor a tal triunfo, Polínexa cambió su nombre por el de Olimpia. Su sueño se cumplió. Alejandro fue el Zeus del mundo conocido entonces. Un infatigable conquistador. El deporte es hoy lo más parecido a la guerra y sus figuras los nuevos mitos de nuestra era. Soñemos.

olimpiaduerme@gmail.com

Legend say that Polínexa, mother of Alexander the Great, she dreamed that her son had been fathered by Zeus. The birth coincided with the victory of her husband, Philip of Macedonia, in the horse race of the Games of 256 BC. In honor of this victory, Polínexa changed her name to Olympia. Her dream was fulfilled. Alexander was the Zeus of the then known world. An indefatigable conqueror. The sport is now as war and his figures the new myths of our era. Let's dream

martes, 29 de abril de 2008

RUBIN CARTER ¿SE PUEDE ENCERRAR A UN HURACÁN?


"Esta es la historia del Huracán", cantaba Bob Dylan en 1975. El boxeador estadounidense Rubin Carter (New Jersey, 1937) vivió más años en la cárcel que en la calle. A los 14 fue enviado al correccional, a los 17 se fugó y se alistó en el Ejército, donde fue expulsado. A los 20 lo enclaustraron en una prisión de máxima seguridad. Allí acumuló todo el odio necesario para arrollar a sus rivales tras su irrupción en el ring. Hasta 1964 fue un temible pegador entre los pesos medios, hasta que una escandalosa derrota contra Giardello lo sumió en una profunda impotencia. Descuidó su nivel y se perdió en la noche más oscura. Era un alma sin rumbo pero no un asesino. En 1966 le acusaron de acribillar a balazos a tres personas en un bar, mediante pruebas insostenibles y testigos sobornados. Fue condenado a cadena perpetua. Tras tres apelaciones y una movilización intelectual intermitente fue liberado, en 1985. 19 años después. Hoy vive en Canadá. "Podía haber sido el campeón del Mundo", cantaba Dylan.

Publicado en La Región (16-04-2007)

domingo, 27 de abril de 2008

BLANKA VLASIC, FORJADA EN LA AUSTERIDAD



La semana pasada el diario El Mundo publicaba en su Suplemento de Deportes un interesante reportaje sobre la saltadora de altura croata, Blanka Vlasic. (Desearía poner un vínculo, pero la página es de pago). El reportaje firmado por Eduardo J. Castelao describe el método de entrenamiento de quien se espera supere la marca mundial en los próximos Juegos Olímpicos de Pekín.

Vlasic (8 de noviembre de 1983) de enormes ojos y mirada de reptil se entrena en un destartalado local en el cuarto piso de un centro comercial en su natal Split, llamado nada menos que Broadway Kina. Un gimnasio improvisado por su padre y entrenador, Josko, que nos recuerda a los que veíamos en los reportajes deportivos de la antigua Unión Soviética y sus países satélites. Nada que ver con los Centros de Alto Rendimiento de la próspera Europa, aunque el resultado sitúa al desangelado lugar entre los mejores. Sin vídeos, sin fisioterapeutas, sin más ordenadores que un cuadernillo color verde de su padre. Una vez más se comprueba que el talento y el hambre de triunfo se crecen ante la escasez. ¿O será ese el secreto para no acomodarse y superar cualquier adversidad?

Blanka tiene tres hermanos: Luka, Marin -quien jugó en la NCAA pero ahora piensa retomar el atletismo- y Nikola, de quien se dice es un prodigio en el fútbol a sus nueve años. Cuenta con unas excepcionales condiciones físicas, un ambiente familiar deportivo y la mentalidad adecuada para trabajar cada día. En el Mundial de Osaka saltó los 2,05 metros para el oro, marcándose el bailecito de las imágenes. En Pekín intentará superar los 2,09, el récord actual de Stefka Kostadinova. Lo consiga o no, su empeño es un ejemplo para tantos jovencitos que hoy se quejan porque no quieren entrenarse cuando llueve o no están dispuestos a sufrir para alcanzar la gloria. Esta chica gana dos millones de dólares y cada día abre el gimnasio a las 8,00 de la mañana.

jueves, 24 de abril de 2008

ELEGANCIA INNATA: WAYNE RAINEY (VI)

Exísten personas que son capaces de expresarse a través de un objeto. No sólo con un balón en sus manos, en sus pies o con una raqueta. También sobre una bicicleta, moto o dentro de un vehículo. El californiano Wayne Rainey (Los Ángeles, 1960) fue uno de ellos. Un piloto que manifestaba una elegancia inusual al manillar, de quien se decía "corre sobre un rail". Rainey fue uno de los protagonistas de una época dorada en los 500 centímetros cúbicos (ahora comienza otra no menos apasionante en Moto GP) compitiendo contra los Schwantz, Doohan, su mentor Lawson, Mamola, Kocinski... Un espectacular elenco entre los cuales reinó entre 1990 y 1993. Por desgracia, todos los demonios se juntaron un fatídico 5 de septiembre de 1993 en el circuito italiano de Misano, donde perdió el control a unos 155 kilómetros/hora, saliéndose de la pista sin aparente gravedad en un principio. Rainey perdió la movilidad bajo su cintura desde entonces, siendo condenado a perpetuidad (si la ciencia no lo remedia antes) a ver los toros desde la barrera. La vida es, en muchas ocasiones, cruel. En lo cotidiano es fácil de imaginar el brutal cambio de hábitos. En lo deportivo -lo escribíamos la semana pasada en La Región- siempre le quedará una espina clavada en el pecho. "¿Hasta donde podría haber llegado?". Lo bueno es que Rainey vive hoy y es un próspero promotor en el mundo del motor. Al fin y al cabo, lo importante es sentirse vivo. Y la elegancia natural nunca se pierde.

martes, 15 de abril de 2008

ELEGANCIA INNATA: JOE LOUIS (V)

Nacido, como tantos otros boxeadores, en la miseria absoluta, Joseph Louis Barrow (1914-1981), ha sido uno de los más elegantes en el ring. Un pegador mortífero, un rival implacable pero noble, lejos de las provocaciones y gestos de otros púgiles. Louis fue quizá el primer deportista negro que llegó a cautivar a un porcentaje de aficionados blancos en los segregacionistas Estados Unidos. Louis fue el héroe (para una parte de sus compratiotas pues otra sentía simpatía por Hitler) cuando derrotó al alemán (en absoluto partidario nazi) Max Schmeling, durante uno de los duelos más intensos y asfixiantes para cualquier deportista en cualquier especialidad, entre los años 1936 y 1939. Nada menos que el preludio del posterior choque entre el capitalismo americano y el nacional-socialismo alemán. Ni muchos de sus paisanos ni su gobierno se lo agradecieron, pero eso es otra historia. Disfrutemos con el estilo de este portentoso boxeador, agudizando la vista y aportando nuestro propio ingenio porque las imágenes son muy antiguas y de baja calidad. Hoy poseemos medios técnicos para retransmitir un evento con una belleza y nitidez espectaculares. Pero no tenemos lo más importante, héroes con la elegancia y el talento innato de los elegidos. Como Joe Louis.

jueves, 10 de abril de 2008

NADA ES IMPOSIBLE, ESTO ES INCREÍBLE


La Campaña de la marca deportiva Adidas titulada Impossible is nothing es absolutamente maravillosa. Aquí podréis ver algunos de los spots emitidos, en los que el ordenador consigue incluir a atletas del presente en momentos míticos del pasado. En el primero, el grandísimo Muhammad Ali se entrena para la batalla de la Jungla contra el extraordinario Foreman con varios compañeros de excepción: su propia hija Laila, David Beckham, Zinedine Zidane, Tracy McGrady, Maurice Green, Torpedo Ian Thorpe y el pequeño gran Haile Gebreselassie. Las imágenes originales son extraídas del gran documental "Where we were kings" (ver CINE y BOXEO). Espectacular la imaginación de los publicistas de Adidas.

No menos espectacular es el siguiente, donde la gimnasta estadounidense de origen ruso Nastia Liukin acompaña a la mítica Nadia Comanechi en su ejercicio perfecto en las asimétricas de Montreal 1976. Merece la pena verlo varias veces.

¿Y qué comentar sobre esta maravilla? Muhammad Ali y su hija Laila combatiendo en el mismo ring, allá por los años setenta. Cuando la publicidad, la técnica, la historia y la imaginación se funden el resultado es Arte. Existen muchos anuncios más de la serie con otros deportistas colgados en Internet. Estos me parecen los mejores.

jueves, 3 de abril de 2008

JIM THORPE, VÍCTIMA DEL AMATEURISMO


Nacido como Wa-To-Chuck (Sendero Luminoso) y bautizado como Jacobus Franciscus, Jim Thorpe (1887-1953) fue el último eslabón de los orgullosos Sioux, nieto del Gran Jefe Águila Negra, y un atleta adelantado a su tiempo. En los Juegos Olímpicos de Estocolmo, en 1912, ganó el Oro en Pentatlón y Decatlón. Un año después, el estricto Comité Olímpico retiró sus marcas y medallas al saber que había cobrado 60 dólares al mes por jugar al béisbol durante los veranos de 1909 y 1910, violando el imperante amateurismo. Jim había perdido un hermano a sus 8 años, madre a los 10 y padre a los 17. Malvivía gracias a trabajos variopintos y ligas diversas. En 1932 lo encontraron mendigando alrededor del Estadio Olímpico de Los Ángeles y lo sentaron en el palco, siendo ovacionado por 80.000 espectadores. El último aplauso. Murió arruinado, alcohólico, después de dos divorcios y ocho hijos, degradado por un cáncer de labio. Hasta 1982 no restituyeron sus medallas y marcas, devueltas a sus descendientes.

Publicado en La Región (05-03-2007)

miércoles, 2 de abril de 2008

BREAK SALVAJE

Manuel Álvarez nos envía estos espectaculares clips. Son competiciones de break-dance, pero no de unos flipaos cualquiera, sino de verdaderos atletas y estudiosos de esta fiebre nacida en los suburbios de Estados Unidos allá por los ochenta. Dos muestras de fuerza, coordinación, dominio corporal, elasticidad... y una cabeza a prueba de golpes. A mí los raperos me levantan dolor de cabeza instantánea (o de tímpanos) pero estos tipos son unos auténticos artistas.

El hombre de goma:



El hombre con el cuello de goma: