SIGUE SOÑANDO

Dice la leyenda que Polínexa, madre de Alejandro Magno, soñó que su hijo había sido engendrado por el mismísimo Zeus. El nacimiento coincidió con la victoria de su marido, Filipo de Macedonia, en la carrera hípica de los Juegos del 256 a.C. En honor a tal triunfo, Polínexa cambió su nombre por el de Olimpia. Su sueño se cumplió. Alejandro fue el Zeus del mundo conocido entonces. Un infatigable conquistador. El deporte es hoy lo más parecido a la guerra y sus figuras los nuevos mitos de nuestra era. Soñemos.

olimpiaduerme@gmail.com

Legend say that Polínexa, mother of Alexander the Great, she dreamed that her son had been fathered by Zeus. The birth coincided with the victory of her husband, Philip of Macedonia, in the horse race of the Games of 256 BC. In honor of this victory, Polínexa changed her name to Olympia. Her dream was fulfilled. Alexander was the Zeus of the then known world. An indefatigable conqueror. The sport is now as war and his figures the new myths of our era. Let's dream

martes, 4 de enero de 2011

Mike Swain vs Toshihiko Koga (1987)

Estados Unidos, a lo largo de la historia del judo, sólo ha tenido dos campeones mundiales y, aunque parezca mentira, ninguno olímpico de los 66 habidos hasta la fecha. Michael Swain fue su primer campeón del mundo y Jimmy Pedro el segundo y último.

Swain fue campeón mundial en 1987 y subcampeón en 1985 y 1989, además de medalla de bronce en los Juegos Olímpicos de Seúl 88, siempre en la categoría del peso ligero (-71 kg.).

Toshihiko Koga es otro de los grandes campeones japoneses, con un palmarés excepcional: campeón mundial en 1989, 1991 y 1995, campeón olímpico en Barcelona 92 en el peso ligero (-71 kg.), y subcampeón en los Juegos de Atlanta 96 en el peso semimedio (-78 kg.), así como subcampeón del Japón, en 1990 en categoría open.

En este combate de cuartos de final de los campeonatos mundiales de 1987, celebrados en Essen (Alemania), Swain bate por ippon a un Koga que aún no se había revelado como el asombroso campeón que posteriormente fue. Pero en el siguiente mundial, celebrado en Belgrado, Koga se tomaría cumplida revancha batiendo al americano en la final.



Rokudán